Construído sobre la Roca



Mateo 7:24-27

Cualquiera, pues, que me oye estas palabras, y las hace, le compararé a un hombre prudente, que edificó su casa sobre la roca. Descendió lluvia, y vinieron ríos, y soplaron vientos, y golpearon contra aquella casa; y no cayó, porque estaba fundada sobre la roca. Pero cualquiera que me oye estas palabras y no las hace, le compararé a un hombre insensato, que edificó su casa sobre la arena; y descendió lluvia, y vinieron ríos, y soplaron vientos, y dieron con ímpetu contra aquella casa; y cayó, y fue grande su ruina.


------------------

¿Sobre qué fundamentos habéis construído vuestro Matrimonio? Esa es toda pregunta que sería bueno se hiciese alguna vez cada cónyuge. Es bueno tener claro cuáles han sido los motivos que los llevaron a unir sus vidas en Matrimonio...

Existen matrimonios los cuales ambos integrantes se encontraban en una difícil situación familiar, y cada uno de ellos deseaba "salir volando"... otros, por quedar bien ante la sociedad o la propia familia, se casaron para que no fuesen mal vistos por el hecho de vivir juntos... otros se unieron sin amarse y esperando hacerlo algún día, simplemente para complacer a sus padres ya que ambos consideraban que era una "buena persona" para su hijo/a... y otros, simplemente porque estaban muy enamorados y deseaban iniciar su propia Familia.

Viendo la Palabra de Dios, encontramos en los versículos citados en el encabezamiento de esta página, que existen dos tipos de cimientos sobre los que se puede construir una casa, una vida o un matrimonio.

Un cimiento es la arena, lo que podemos considerar cosas de valor pasajero o de poco valor, algo movedizo e inestable, que, a la más mínima de cambio, se desvarata y la ruina de esa construcción es enevitablemente grande. (casarse pensando en la belleza de la persona, algo pasajero, en la estabilidad económica que aporta cada uno, su forma de ser cuando está con los demás...)

Otro cimiento es la róca sólida, lo que podemos considerar algo de un valor seguro y que nunca va a dejar de aportar seguridad ante las adversidades que se presenten en la vida. (el AMOR verdadero y que no se fija en las cosas materiales o de poco valor)

¿Cómo podemos construir nuestro Matrimonio sobre una roca? ¿Qué significado tiene la "Roca"?
No importa como halláis empezado vuestro matrimonio, ni cuantos invitados fueron a vuestra Boda, ni siquiera si en su día os casásteis en algunos de los casos citados arriba, lo importante, es que tengáis claro cuáles fueron vuestros motivos y se los expongáis a Dios.

Jesucristo es la Roca donde todo matrimonio debe ser construído. Si habéis aceptado a Jesucristo como vuestro Señor y Salvador personal, el siguiente paso que deberíais hacer como pareja es orar juntos y pedirle al Señor que así como ya es el centro de vuestras vidas, que lo sea también de vuestro Matrimonio. Entregarle vuestro Matrimonio al Señor en oración, pedirle que sea la Roca sobre la cual esté fundamentado, también es bueno le expongáis todos aquellos temas que os hallan causado conflictos y desacuerdo para que Él tome el control y os ayude a quitar todo aquello que puede haceros daño en vuestro Matrimonio. Debéis tener claro que vendrán tormentas que pondrán a prueba vuestro Matrimonio, y para ello debéis estar bien preparados para salir de esas tormentas victoriosos en Cristo.

Podéis comenzar con una oración como la que sigue o con vuestras propias palabras:

Señor Jesucristo, hasta ahora hemos llevado nuestro matrimonio de la manera que hemos creído correcta. Te pedimos perdón por todas aquellas cosas que hemos hecho y permitido y que no han sido de tu agrado. Te pedimos que entres en nuestro Matrimonio y seas el centro de él. Te necesitamos Señor y deseamos caminar contigo todos los días de nuestras vidas. Te entregamos todas aquellas cosas en las que no estamos de acuerdo, para que, tú nos ayudes a poder estar de acuerdo en todo conforme a tu voluntad. Te lo pedimos en tu nombre Señor. Amén.

Sería bueno que toméis tiempo diario o semanal para orar juntos, leer un devocional los dos y orar por todas aquellas cosas que como matrimonio os inquietan y son de vuestra necesidad.

¡Que el Señor os bendiga!

Versión para imprimir Versión para imprimir | Mapa del sitio
© Hay una Esperanza para tu Vida. Todos los derechos reservados.